Veintinueve trece se desarrolla en su totalidad en la isla de Lanzarote, las peculiaridades de su paisaje y el carácter de su gente hacen de esta isla un lugar único en el mundo. Lanzarote es una fuente inagotable de recursos e inspiración para la creación dentro del mundo de la imagen y el arte.